By Plimun Web Design

APASCIDE

Tamaño de Fuente

Visualización

Formato de menú

Accesibilidad

Un proyecto de vida

El proyecto

Las personas sordociegas se encuentran en una situación de alto riesgo de aislamiento y de soledad como consecuencia de las barreras que les crea la propia discapacidad sensorial. Son extremadamente dependientes de la actuación de personas que ejerzan de mediadores en lo concerniente a la comunicación, al acceso al medio, al mantenimiento y desarrollo de sus potencialidades. En ausencia de personal suficientemente dispuesto y competente, se encuentran en la imposibilidad de desarrollarse como seres humanos, en el plano afectivo, cognitivo, ocupacional y cultural. Este hecho explica la necesidad de un entorno enriquecedor y suficientemente preparado.


Finalmente, la doble discapacidad sensorial aporta restricciones extremas en la percepción del mundo exterior, privando de este modo a la persona de soportes que habitualmente permiten el ejercicio del pensamiento, la comunicación y la acción. Es de gran importancia que para cada persona sordociega haya un proyecto personalizado, que incluya el máximo de actividades concretas, apoyados por los mediadores y por el contacto con sus iguales: actividades ocupacionales, de autonomía en la vida diaria y de ocio y tiempo libre, así como actividades orientadas a mejorar la comprensión del mundo y la comunicación.


Por consiguiente, una particularidad de nuestro Centro será la variedad de competencias y especializaciones del personal:

1. El personal cuya actividad está totalmente unida a la residencia y que asegura el bienestar de los residentes: personal de servicios (cocina, lavandería y limpieza), de mantenimiento, cuidadores de noche, enfermera, etc...

2. El personal educativo y formativo cuya actividad está ligada principalmente a la elaboración y puesta en marcha del proyecto de vida. Su actividad se centra en los siguientes campos:
a. Desarrollo cognitivo.
b. Vida social en el interior y exterior de la institución.
c. Consecución de aprendizajes de comunicación y autonomía.
d. Actividades ocupacionales y manuales.
e. Actividades deportivas, de ocio y tiempo libre, y artísticas.
f. Contribución a las tareas de la vida cotidiana.

3. El personal cuya función está unida a la compensación de la discapacidad sensorial. Este personal hace posible la realización de un proyecto de vida elaborado en el contexto residencial:
a) El personal que asiste a las personas sordociegas para los actos de la vida cotidiana (cuidado corporal, desplazamientos, comunicación con el mundo exterior).
b) El personal que permite el ejercicio de una vida social más autónoma: personal cuya función es la ayuda en la comunicación con el mundo exterior.

4. El personal que realiza una acción de rehabilitación en cuanto a:
- Orientación y movilidad.
- Las actividades de la vida diaria.
- Psicomotricidad fina.
- Reeducación de los restos visuales y auditivos.

5. El personal administrativo.

sonrisa.jpg